El Espacio de una Tienda de Campaña

Sé que para muchos de vosotros esto algo obvio y bien sabido, sin embargo malinterpretar el espacio de una tienda de campaña es un error mucho más común de lo que pensamos.

Quizá por la falta de un asesoramiento de calidad o por esa creciente costumbre de tomarse las cosas de forma absolutamente literal, o incluso por la combinación de ambas.

El caso es que muchas veces, el espacio de la tienda de campaña que nos compramos, termina convirtiéndose en un problema, y la mayor parte de las veces es por su escasez.

El-Espacio-de-una-Tienda-de-Campaña

Lo que quiero decir con esto es que cuando leemos, por ejemplo, que una tienda es para dos personas, esa es una medida estimativa, para tomar como referencia.

Esa medida esta tomada para un espacio suficiente para dos personas acostadas con un mínimo de equipaje, pero que no tiene que ser necesariamente el espacio que vamos a necesitar, aunque seamos dos personas.

Hay una diversidad enorme entre los usuarios de tiendas de campaña. 

Para los que hacen trekking y backpacking con tienda, no les voy a contar nada que no sepan ya sobre esto.

También hay personas, auténticos profesionales del pragmatismo, que son capaces de dejar espacio sobrante en cualquier sitio.

Pero por lo general, el resto de usuarios solemos llenar la mochila y sobretodo el coche, la moto, etc… con un montón de «por si», que por la noche nos llevamos a la tienda «por si».

Para estos casos, no debemos tener ningún reparo en comprar una tienda para dos personas si vamos solos, una de tres si somos dos, etcétera.

Además, como ya indicábamos en el artículo «Acampada en Invierno. Ventajas y Consejos«, comprarse una buena tienda, más que un gasto, puede ser una inversión, e incluso compactadas, pueden ocupar menos y ser más ligeras que otras tiendas más pequeñas de peor calidad.

Una última opción si queremos economizar, es tener muy en cuenta el ábside o avance de la tienda. Si encontramos una que tenga un buen espacio de avance cubierto, nos permitirá guardar ahí un buen montón de cosas que ocupan mucho, como la mochila o el calzado, optimizando el espacio interior, y además, es de fácil acceso desde dentro de la tienda.

Si preguntamos, podemos estar bien asesorados sobre la calidad de la tienda, según el uso que le vayamos a dar, sin embargo, el espacio que vamos a necesitar lo sabemos nosotros mejor que nadie.

Igualmente, si no la vamos a llevar a la espalda, no tenemos que ponerle límites estrictos a su tamaño y peso.

Tener espacio sobrante es una comodidad si nos lo podemos permitir.

Deja un comentario

Cerrar menú
×

Carrito